domingo, 18 de junio de 2017

0

Prodigiosa. Las Aventuras de Ladybug: La verdadera historia de Ladybug

Serie de TV
“Prodigiosa: Las Aventuras de Ladybug”
Título original: “Ladybug”
(Miraculous: Tales of Ladybug & Cat Noir)
Francia / Corea del Sur / Japón
2015-Actualidad

Sinopsis (Página Oficial):

Marinette parece una adolescente normal y corriente, pero... ¡Es todo lo contrario! De hecho, la joven lleva una ajetreada doble vida: cuando no está en Babia soñando despierta, se transforma en la superheroína Ladybug. Junto con su amigo Adrien, quien también tiene una identidad secreta con la que se hace llamar Cat Noir, vivirá grandes aventuras. Los nuevos capítulos vienen cargados de nuevos amigos, nuevos enemigos, ¡y un montón de sorpresas!

Crítica Bastarda:

Si esto fuera una crítica ‘fanboy’ confesaríamos nuestra adicción a la serie de animación protagonizada por un par adolescentes que tienen un álter ego condicionado por la superhéroica. Seguramente se nos llenaría la boca de halagos con la combinación de distintos, actuales y socorridos géneros, que van desde la comedia al romance pasando por la fantasía y la acción. Todo vale para un entretenimiento plagado de señoras-mariquitas, seres milenarios que dan poderes a sus amos y akumas (demonios) con personajes definidos —y dentro de estereotipos— con triángulos amorosos y conceptos un tanto trillado sobre la amistad entre la dosis justa de azúcar y adrenalina. Nuestra heroína es Marinette, cuyo sueño es convertirse en una diseñadora de moda, encajando a la perfección como una estudiante algo tímida y torpe con el que conseguir que muchas jóvenes se sientan identificadas. Sumándose a las aventuras de Adrien (y viceversa), Chat Noir y Ladybug van a ofrecer, a través de cierta repetición, una vía para luchar contra un misterioso antagonista apodado Lepidóptero (Hawk Moth en Colmenar Viejo y alrededores). El supervillano va a crear todo tipo de monstruos para capturar a los ‘miraculous’ de nuestros protagonistas mientras éstos tratan de proteger a los inocentes de París. El origen de la historia podría surgir de la devoción del creador, Thomas Astruc, por la el anime japonés y las historietas de superhéroes siendo una ‘mariquita’ un icono más cercano al cómic, entablando un cambio de roles en lo que sexos se refiere: Spider-Man en versión femenina y Catwoman haciendo lo propio como hombre. Toei Animation quiso llevar más lejos con la idea de Zagtoon dando un aire internacional con un espectáculo para todos los públicos y reconvertido para un target preadolescente e infantil declinando de ser una propuesta más adulta. Y podríamos continuar… El problema para “Prodigiosa: Las Aventuras de Ladybug” es que este post va a tratar de dar un sentido la ‘Verdadera Historia de Ladybug’. O las verdaderas historias… porque han surgido varias. Y es que, ¿hay algo más debajo de un disfraz de mariquita del Bershka y un par de kwamis sacados de unas jornadas manga? 


Dicen que “Miraculous: Tales of Ladybug & Cat Noir” es una mezcla entre magical girl y superheroína cosmpolita (con ínfulas paletas), pero yo digo que es una versión cutre femenina/masculina de Spiderman/Catwoman bajo el  control mental de un par de pokémon adictos a las anfetaminas. En los 80 levar a cabo este argumento era turksploitation (y cutre de cojones) pero, ahora, la cuestión es que eres sofisticada por llevar un traje ceñido de mariquita con la Torre Eiffel de fondo para tus selfies. ¿Adiós a ser una choni poligonera gracias a un disfraz rojo con tropezones negros? ¿Y de qué va la historia? Nada nuevo bajo el sol… Una adolescente que quiere ser diseñadora de moda (en París) con un trío romántico bajo el sobaco y un malo-maloso-pesadísimo-envidioso que repite una y otra vez sus errores para que volvamos al mismo punto al final del episodio. Entendemos que para la próxima temporada de “Ladybug” toda la metrópolis francesa habrá sido convertida en supervillanos dos veces. Pero, ¿hay algún creepypasta? Se ha contado que una niña llamada Vanesa era una fangirl que quedó traumatizada tras ver un episodio que nunca nadie había visto y que al parecer era un homenaje a “La matanza de Texas” y en el que Adrien Agreste aka Cat Noir asesina a todos… incluida a Marinette. La pequeña Vanesa se suicidó tras la experiencia y, por supuesto, usted perderá todas y cada una de sus neuronas si se cree semejante idiotez digna del creepypasta menos inspirado y más clonado posible. Pasemos página y corramos un estúpido velo.


Otra ‘verdadera historia’ nos transporta al lado de una chica llamada Mariela que deseaba convertirse en una superheroína a unos niveles tan enfermos que incluso se ‘vertió’ desde el balcón de su casa y quedó todavía más estúpida después del accidente al golpearse su cabeza. Años más tarde, Mariela era una adolescente algo tonta y drogadicta. WTF!? ¿No lo son ya el 95% de los jóvenes actuales? Nuestra protagonista estaba tan afectada por los efectos secundarios de haberse golpeado la chola —y las pastillas a las que era adicta— que pensaba que tenía poderes y podría convertirse en una salvadora superhéroina. Para colmo de males, conoció en el instituto a un chico llamado Adrien del que quedó inmediatamente prendada. Al pretender ser candidata al Premio Darwin del Año, Mariela pensaba que el tal Adrien era el hombre de su vida y que ambos estaban destinados el uno para el otro. ¡E incluso Mariela creía, entre delirios, que Adrien era también otro superhéroe! Mariela anotaba todo en un diario y la familia de ambos estaba compuesta por alcohólicos, drogodependientes, camellos y gente muerta… tal y como marca la tradición del creepypasta. En realidad, todo aquello que pensaba Mariela y las aventuras que imaginaba eran parte de sus alucinaciones y mente trastornada. Como todos podrán imaginar, Mariela acabó siendo víctima de una sobredosis y falleció. Su mejor amiga, Antonia Alia, encontró ese diario y lo vendió para poder comprar droga y, de este modo, acabó en manos de un conocido de Thomas Astruc para que éste se inspirara para crear “Prodigiosa: Las Aventuras de Ladybug”…. quitando toda la parte macabra de la historia. Bien, el anterior creepypasta no solamente es bastante estúpido —y prototípico— sino que no tiene nada que ver con aquello que esconde la serie que en España emite Disney Channel. En realidad, “Miraculous: Tales of Ladybug & Cat Noir” trata sobre otro asunto más maléfico y oscuro que no es otro que del concepto de los kwami. ¿Qué son y que es realmente aquello que no nos quieren contar para que salgamos corriendo por la calle gritando EL FIN DEL MUNDO ESTÁ CERCA


Vayamos al quid de la cuestión. Todo superhéroe consigue sus poderes por una vía pero en el caso de los kwamis se esconde algo más pernicioso. ¿Cuáles son sus orígenes? ¿Cuántos hay? Estas pequeñas criaturas, sin dedos en manos y pies, pueden levitar y convertirse en seres intangibles. Llevan viviendo desde miles de años atrás y seguramente sean los antiguos amigos de copas de los minions… Según Thomas Astruc, un kwami es un ‘kami  cuántico’. De acuerdo, son una especie de dioses (significado de kami en japonés) pero, ¿qué pintan aquí los cuantos? Podemos entender que estos seres mágicos obedecen los deseos de sus dueños y ‘recargan’ energías comiendo de acorde a sus gustos y exigente (?) apetencias. La cuestión es los que miraculous son unas joyas mágicas que, con ayuda de los kwami, consiguen que sus portadores se conviertan en superhéroes con una temática claramente animal. Solamente conocemos la existencia 7 kwamis y la introducción del Maestro Fu, portador de la pulsera ‘tortuga’ de Wayzz y protector de la Abeja y Zorro Miraculous, nos confirmó que la llegada de Hawk Moth provocó el provecto anciano buscara ayuda ‘reclutando’ a Marinette y Adrien y activando a Tikki y Plagg con el poder de la creación y destrucción respectivamente. Aunque es supuesto que hay más cofres, el gran antagonista de la serie utiliza sus poderes para hacer el mal gracias a unos akumas que transforman a la gente normal y corriente en supervillanos. Desea hacerse con los miraculous de Marinette y Adrien ya que combinados pueden dar a su portador el don de un dios. Lo de dominar el mundo y es parte de ese eterno bla, bla, bla… y todo parece indicar que Gabriel Agreste está detrás de tal enigmático enemigo. ¿Tendrá también que ver la desaparición de su esposa y la posesión de Pavo Real Miraculous? ¿Gabriel Agreste era su portador y algo que ocurrió con su esposa desató la maldad en él? ¿Será precisamente la equivocación de la que hablaba el Maestro Fu? Sea como fuera, la verdadera historia de Lady Bug aka Lady Bicho pasa por estos seres cuyos orígenes serán revelados en la segunda temporada de la serie. Ya los chamanes de la prehistoria se relacionaban con espíritus animales y el cosmos chamánico no está demasiado alejado del concepto de “Prodigiosa: Las Aventuras de Ladybug” si le sumamos las técnias de marketing de Bandai. En cierta medida, esos planteamientos eran paralelismos posteriores del cielo y el infierno y aquí podemos entender a esas criaturas como la energía de los dioses. ¿O transforman a los terrícolas ángeles o demonios a conveniencia? ¿Pueden ser akumatizados los kwami o son simples herramientas para hacer el bien o el mal a gusto del ser humano que los utilice? Dentro de poco sabremos más de toda la mitología de los kwamis aunque ya nos han dejado entrever que están vinculados la naturaleza y los elementos primordiales. Del mismo modo, pudieran venir de otro mundo (espacial o dimensional) o encontrarse ligados a los orígenes del planeta habiendo estado presentes en muchas civilizaciones antiguas. Lo siento, yo no me fío de estos bichos porque la cuestión es más simple y directa: ¿se fía usted de un ser capaz de transformar en mariquita a su hijo? 

Licencia de Creative Commons
Historias Bastardas Extraordinarias by Maldito Bastardo is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada (lea antes los Mandamientos de este blog)

Lea antes los Mandamientos de este blog.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...