lunes, 19 de junio de 2017

0

Twin Peaks - The Return (Episodio 7 / Part 7): Los ecos del pasado


El retorno de “Twin Peaks” ha dejado definitivamente apartada su versión más surrealista y enredada para crecer con capítulos más convencionales que puedan descontentar a los amantes del desconcierto. Mark Frost y David Lynch han planteado en su escritura una estructura medida para que, poco a poco, Twin Peaks vaya cobrando protagonismo e intuyamos algunas posibilidades venideras. Tal vez que Dale Cooper haya conseguido una familiar, por obra y gracia de Dougie Jones no deja de ser parte del imaginario lynchero y una credencial característica del director de “Carretera perdida”. Seguramente en el futuro tenga que hacer elecciones entre recuperar su antigua vida o dejarse llevar por aquella que ahora mismo está viviendo tras su regreso. La idea es que el resto de personajes tengan en mente de que hay dos Coopers sueltos y la pista encontrada por Hawk apunta a tal efecto. “Episodio 7 (Part 7)” retorna a esas mecánicas usuales en las últimas entregas para seguir avanzando rápidamente con los arcos argumentales centrados en la duplicidad actual del agente del FBI. No obstante, el capítulo comienza con Jerry Horne, al que le han robado el coche y vamos a ver cómo mantiene una conversación lynchana por teléfono móvil con su hermano. Está colocado y no sabe dónde está… Ese desconcierto inicial va a conformar un orden en las piezas posteriores con algunos añadidos sugerentes respectos a líneas de misterio abiertas. Los ecos de esa secuencia llegarán hasta la trama de Dougie. Hawk, de hecho, trata de dar sentido al hallazgo de cómo llegaron a una puerta de los baños de la comisaria tres de la cuatro páginas que faltaban de un diario secreto de cuyo nombre de su autora no quiero acordarme… ¿Está viva? ¿Está muerta? ¿Ambas cosas? Las palabras de Annie Blackburn, que fueron transmitidas a través de un sueño premonitorio, revelan que el Cooper ‘bueno’ no salió de la Logia pero no nos queda claro que solamente Bob esté dentro de él. ¿O qué pasó al final con Windom Earle? Twin Peaks comienza a cobrar protagonismo mientras que el Frank Truman comienza a atar cabos sueltos. El pasado y el presente confluyen… De este modo, con una palanca, tendremos un monitor de ordenador rodeado de madera saliendo del escritorio del sheriff… Skype es el santo y seña como parte de un cameo post mortem con un capítulo dedicado precisamente a Warren Frost. La idea es que comprobemos nuevamente que todo el mundo hace 25 años sabía que algo extraño pasaba con Cooper. Descubrámoslo y repasemos “Episodio 7 (Part 7)”. 

Tiempo atrás, el Agente Dale Cooper fue examinado por un doctor y aquí se aprovecha para revelarnos aquello que ya conocíamos: Audrey quedó en coma tras la explosión en el banco. Va a ser recurrente que todo el mundo comience a sospechar de que Cooper no regresó tal y como le conocían 25 años atrás… Todavía sabemos que tenemos piezas sin tratar y nos vamos a ir a Buckhorn, Dakota del Sur, para conocer más sobre esa búsqueda bloqueada por el ejército. Las huellas provenían del propio cadáver y una teniente acude al lugar para dejarnos uno halo de misterio en la identidad de ese cuerpo sin cabeza. La edad del cadáver tenía cerca de 50 años y falleció hace 5 o 6 días. Está claro que ese cuerpo podría ser el auténtico de Dougie Jones aunque desconocemos cómo ‘Evil’ Cooper trasladó las huellas del Mayor Briggs. ¿O un rejuvenecido mayor sirvió de ánfora para otro tipo de ritual? Sin la cabeza y con una edad que no se corresponde, la teniente informa al Coronel Davis para que se instaure una nueva línea de investigación. Ese extraño señor que vaga por el pasillo de la morgue, ¿es una señal de que algo está pasando allí relacionado con la Logia Negra? 


Que Gordon Cole silbe y reciba la visita de Albert Rosenfield, que a su vez visitó a Diane Evans, no deja de remarcar la necesidad de agrupar a los personajes para descubrir más alrededor de ese Dale Cooper que se encuentra en una prisión federal. Si Albert no pudo convencer a Diane, sobre la necesidad de colaborar con el FBI, ambos van a tratar que la adicta a los «que te follen» se una a su búsqueda de la verdad alrededor del regreso de Cooper. Diane sabemos que era la secretaria del agente del FBI y destinataria de todas esas cintas que grabó Cooper en su investigación del asesinato de Laura Palmer. Ella no tiene café ni cigarrillos aunque fume y beba café… Gordon ha pensado que no hay nada mejor que la antigua subordinada de Dale Cooper para saber si ese hombre que se encuentra encerrado en Dakota del Sur es o no el desparecido agente. Diane es clave para una visita para descubramos también que las huellas de Cooper fallan en lo que el dedo espiritual se refiere dejando constancia tanto del doppelgänger como de ese ‘reverso’ oscuro. La única imagen que tenían del agente era las afueras de una mansión en Río y sobreentendemos que ‘Evil’ Cooper ha estado muy ocupado en turbios negocios desde entonces. En esta ocasión, las secuencias dan mayor coherencia a los arcos argumentales con su consecución; como si Mark Frost y David Lynch no quisieran que nada se entrometieran en las tramas que están desarrollando. El reencuentro de Cooper y Diane, por ejemplo, desata una secuencia aterradora y dramática ya que ese reverso tenebrosa lanza balones fuera respecto a las preguntas de aquella que fue su secretaria. Existe un enfado latente de Diane en la última vez que ambos se vieron, siendo una noche que ambos nunca olvidarían. Aquí se nos puede sugerir que Cooper violó a Diane cuando éste regreso de la Logia Negra con Bob en sus interior. Diane sabe que ese hombre que tiene delante no es el agente del FBI para el que trabajó y la mujer parece traumatizada con el reencuentro. Lynch nos sugiere en la dirección, mediante un fallo de raccord, que algo falla en la continuidad. ¿O qué se piensan que hace un leño encima del coche del FBI durante algunos planos? Tal vez aquí exista una vinculación del leño característica de la serie con esa criatura de la Logia Negra que se hace llamar ‘La Rama’. Esa noche, de momento, permanece en el misterio… ‘Evil’ Cooper, por su parte, mueve ficha y quiere hablar con el alcaide sobre una fresa. ¿El Señor Fresa? Las cámaras de seguridad están desconectadas en el despacho del director de la prisión federal y ahora vamos a conectar ciertas piezas previas como la pata de perro que llevaba en el maletero ‘Evil’ Cooper. Aquel perro tenía más perro y el villano de la función lanza una amenaza si le ocurre algo. Resulta que el alcaide tiene un secreto que desea mantener con nombre propio: Joe Macklasky. Que ‘Evil’ Cooper mencionar al difunto Señor Fresa no era en absoluto baladí sino que se trataba de su salvoconducto para liberar a Ray Monroe. Aquí podemos entender que el plan original era este y que el accidente que sufrió el villano, por las acciones de Cooper regresando, supuso un contratiempo. ‘Evil’ Copper desea un coche barato y una pistola guardada en la guantera y junto al hombre, que conoce la información que desea, abandonarán la prisión federal en medio de la noche. 



En Twin Peaks podemos quedarnos como Andy, observando el bosque en la distancia e imaginando una puerta abierta o, por el contrario, entrometernos en las tramas como Janey-E Jones al ser incapaz de esperar en la puerta. En las oficinas de Lucky 7 Insurance, Doguie demuestra que es un objeto argumental secundario dentro de este episodio pero no por ello menos importante. Que siga trazando líneas en los informes no deja de remarcar cierta comicidad que llegará a su clímax con la visita del inspector Fusco —y un par de hombres— junto la llegada de su esposa al despacho. La cuestión es repetir palabras y que esas libretas den sentido a una secuencia cómica que se tornará en pura tensión cuando Ike 'The Spike' Stadtler haga su aparición en el exterior del edificio. Janey-E sueña con una nueva vida para su familia pero todavía un asesino a sueldo desea acabar con su esposo. Cooper cuenta con la ayuda de algunos miembros de la Logia Negra como la Rama, que en versión diminuta gritará que estruje la mano del asesino a sueldo que será inmovilizado por Dougie. Los instintos no suelen fallar y entendemos que aquí nada es casualidad, ya sea la tarjeta de un detective de policía o esos insertos televisivos en el que podemos ver una doble de Eva Green (salvando las distancias que propone Stephanie Allynne. Sea como fuera, esas pistas de fondo vuelven a surgir con la aparición del globo rojo. Es decir, tenemos extraños vagabundos de negro, leños en lugares del escenario y, por supuesto, ese característico color del universo de Twin Peaks. Aquí podemos dejarnos llevar por ese extraño sonido que escucha Beverly Paige en el hotel o bien por las reaparecidas llaves de la habitación 315, que mantienen una estrecha relación con el Agente Cooper y esa larga historia con nombre propio: Laura Palmer. Ese sonido proviene del interior de los muros y podría ser un fantasma… Precisamente, vamos a tener más del personaje interpretado por Ashley Judd y del hombre que le espera en su casa. Se trata de su marido, Tom, parece un enfermo terminal de cáncer con el que Beverly tiene una discusión sobre su vuelta al trabajo y los posibles (?) celos de éste. Las pistas están ahí y no dejan de ser ecos del pasado… como esa alargada secunda en Rod House, donde toca limpiar los restos de la noche anterior. ¿Están amontonando… información? ¿He ahí la metáfora y sentido de estos últimos capítulos? La comunicación en la serie de culto siempre ha sido mediante teléfonos y que un renacido proxeneta hable sobre un encargo pasado con dos rubias quinceañeras que envió a alguien. Los ecos de Lura Palmer siguen presentes y los bosques de Twin Peaks aguardan. Precisamente cambiamos los créditos finales con el Double R Diner… ¿Hora de hacer la digestión?


Licencia de Creative Commons
Historias Bastardas Extraordinarias by Maldito Bastardo is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada (lea antes los Mandamientos de este blog)

Lea antes los Mandamientos de este blog.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...